QUIERO SER SI ES CONTIGO

La brisa que mece tu cabello,
el sudor que cae de tu barbilla,
la última lágrima de risa,
el primer beso en tu cuello.
La mano presa de tu mano,
la boca pegada a tu ombligo,
el mejor de esos amigos,
que ya parecen hermanos.
La primera novela vivida,
el sabor del primer trago,
el primer llanto de vida,
ese niño recién llegado.
El puñado de versos
de esa carta de amor,
el primero de los besos
que nadie robó.
El último trozo de comida,
la salida de emergencia,
la entrada para esa cita
en el pub de la comedia.
El aroma fresco de un perfume,
la crueldad más bella hecha tragedia,
la necedad más etérea,
el mejor resumen.
Una conquista de estrellas,
todo un cielo en tempestad,
la realidad más terca,
la libertad.
La vanidad pintada en carnes,
el alarde de impaciencia,
el gesto de reencarnarse,
esa mirada de inocencia.
La gota que desborda el cauce,
el viento que derriba el sauce,
todos sus llantos de madera,
y una sola idea.

Quererte tan bien como escribo,
y tan rápido como lo grito,
amarte tan torpe como lo ansío,
fundirme en solo ser si es contigo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario