ODIOYOMISMO

Odio mi pelo,
odio mi boca,
odio mi cuerpo,
odio mi vello,
odio mi ojos,
odio mis huesos,
odio mis nervios
y a mi pobre corazón
que es la expresión
de la infelicidad.
Me odio entero,
odio mi enfermedad,
odio mi deseo,
odio mi pereza,
odio mi talento
falto,
odio mi voz,
odio mi piel,
Odio mi pene,
odio mi nariz,
odio mis dientes,
odio mis manos,
odio mis pensamientos
y su maldita manera
de volverme loco.
Me odio entero
y no hay manera de explicar
mi perfecta imperfección
de la que tanto me quejo.
Odio mis rezos,
mis actos,
mis lamentos,
mis llantos,
mis desprecios,
y mis gastos.
Odio mis pactos
con el diablo
y odio los ángeles
que colman mis versos
con hipotecas infernales
que nunca pago.
Y préstamos,
que son tan caros,
como vagos
mis intentos
de salir de mis sueños
y meterme
entre tus...
                    …pesadillas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario